RESOLUCIÓN DE LA ASAMBLEA DE PRODUCTORES LECHEROS DEL 13

Los productores lecheros, reunidos en asamblea, en función de la crítica situación que afecta al sector y considerando la negativa casi total del Sr. Presidente de la República a los planteos formulados por las gremiales lecheras resolvieron.
Reclamar al gobierno la inmediata aplicación de un adicional a la devolución de impuestos a la exportaciones lácteas del 3%, como lo tienen otros rubros en dificultad y como lo tuvo la lechería en otros momentos críticos.


Exigir al Poder Ejecutivo que asuma la responsabilidad que le corresponde para recuperar los 39 millones de dólares que adeuda Venezuela a Conaprole. No es posible aceptar que un negocio realizado en el marco de un acuerdo firmado entre ambos gobiernos, pueda catalogarse como “un acuerdo entre privados” y obligar a los productores remitentes a Conaprole a absorber la pérdida por el incumplimiento venezolano. Mandatamos al Directorio de Conaprole a que, en el más breve plazo posible inicie acciones judiciales para hacer efectivo el importe de esa venta.

Que se analice con mayor profundidad y voluntad, que a los productores más chicos, que tributan por IMEBA se les pueda devolver el IVA compras de forma tal de eliminar un factor de inequidad con respecto a los productores que tributan por IRAE.

Que vemos con profunda preocupación que la instrumentación del Fondo de garantía formado por la retención de $1,3 sobre el precio de la leche pasteurizada, que demoró más de un año en su implementación, al momento de su aplicación es poco más que inoperante y no va a cumplir los fines para los que fue creado. Al respecto creemos necesario analizar las distintas posibilidades para que ese fondo sea volcado para beneficiar directamente a todos los productores lecheros.

Que el gobierno debe asumir el compromiso de mantener en términos reales el valor de la leche tarifada, de forma de evitar aumentar las ya cuantiosas transferencias del sector productor al consumidor, estimadas por el ex Ministro Aguerre el año pasado, en más de US$ 130: en los últimos diez años.

Expresar su convencimiento de la necesidad de dotar a la política económica de nuestro país, de instrumentos y medidas que permitan recuperar la competitividad de la producción nacional. No podemos competir en los mercados internacionales con los altos costos internos de energía eléctrica, combustible, alta carga impositiva directa e indirecta, etc... No podemos competir en los mercados internacionales si nuestros competidores cuentan con una amplia batería de acuerdos comerciales y nosotros debemos pagar altos aranceles. En los últimos años han caído tres de las más importantes empresas industrializadoras de lácteos, cada tres días desaparece un productor lechero y eso sabemos, es irrecuperable. Es tiempo de reaccionar!
Expresar nuestra tristeza y disconformidad al no sentirnos comprendidos por el actual Ministro de Ganadería, quien no ha demostrado compromiso ni sensibilidad con el sector y el sistema cooperativo.
Esta Asamblea se declara en sesión permanente y mandata a las gremiales lecheras, a que si llegado el 13 de enero, no tenemos respuestas positivas por parte del Poder Ejecutivo, implementen las medidas de impacto que entiendan pertinentes, sin descartar medidas extremas como movilizaciones en rutas, concentraciones en la capital del país o dejar de remitir leche por un tiempo indeterminado, a efectos de sensibilizar a nuestros gobernantes sobre la crítica situación de los productores lecheros y sus familias, así como de la importancia del sector lácteo uruguayo. Estas medidas también deberán tener como fin, lograr que el gobierno haga suyas nuestras propuestas y asuma la responsabilidad que le compete en la defensa del trabajo de miles de uruguayos, que día a día, contribuimos al desarrollo de la lechería, patrimonio de nuestro país!.